La boda de María y Pablo en Finca Normandie Ondarreta.

María y Pablo se casaron en la iglesia Espíritu Santo de Madrid. Para su gran día, la novia escogió a la diseñadora Valenzuela. Su “algo prestado” fue un bordado del vestido de novia de su madre que incorporaron al vestido de María y a su diadema. Lo combinó con sandalias azules de Uniqshoes, y para la fiesta se puso unas converse personalizadas que le habían regalado. 

Carmen de @makeupbycarmenb se encargó de su maquillaje y peinado; un estilo natural y desenfadado fue el elegido por la novia. Su ramo de flor preservada, paniculata con toques azules, a conjunto con sus zapatos lo firmaba Ulilove. Este ramo acabaría en las manos de su hermana y una réplica exacta en las manos de su mejor amiga que se prometió apenas un mes después. ¡súper efectivo! Los testigos recibieron unos mini baúles con flores como los de su ramo. 

El novio lució su uniforme militar de gala, su “algo prestado” fueron los gemelos de su abuelo. La madre y hermana de la novia llevaron diseños de Sonsoles de Luque. 

La decoración floral de la iglesia fue obra de Marengo Flores. Tras la ceremonia, la celebración continuó en la finca Normandie Ondarreta. Allí, la decoración corrió a cargo de La fuente del Viento. Los invitados recibieron alpargatas para no dejar de bailar y mini botelllas de Jagger y de Crema de Orujo. La empresa Sapaflash se encargó del photocall y de la música se ocupó Dosaune. El baile nupcial comenzó con la novia y el padrino al son de L-O-V-E de Nat King Cole y continuó con You are Beautiful de James Blunt cuando el novio hizo su entrada. 

Todo el reportaje fotográfico fue obra de Harold and Fox, la empresa de fotografía y vídeo de la conocida Natalia de @villagayumbos

 

0 comentarios

Escribe un comentario