La boda de Alejandra y Juan en Navarra

Sabíamos que no queríamos una boda común y para ello, contábamos con la ayuda de mis hermanas Tam y Carli (la webdeohlala) quienes son expertas en convertir en magia todo lo que les pidas. Preparan unas bodas únicas y muy en detalle, la verdad…no falta nunca de nada. La verdad es que TODA la familia colaboró muchísimo, nuestras mamis unas auténticas MÁQUINAS…y los papis, a su moda, también lo fueron!! Queríamos que, desde el principio todo fuera especial…y así procuramos hacerlo. A mí sobretodo me encantan los detalles y no quería pasar ni uno sólo por alto; así que…así fue. Contamos a todos nuestros amigos y familiares a través de un vídeo en el que con una música muy guay íbamos escribiendo pistas sobre lo que luego diríamos.

 

Alejandra y Juan prepararon su boda hasta el más mínimo detalle con toda la ilusión del mundo. Toda la familia se involucró en su gran día y fue un proceso muy emotivo. La pareja se casó una tarde de verano en la iglesia La Asunción en Navarra. Con la ayuda de las hermanas de la novia de Ohlalá, lo decoraron y organizaron todo a la perfección; llenaron la iglesia de árboles  y en la finca se encargaron de la carpa, los centros de mesa, los detalles de los invitados, el rincón de bienvenida, el seating…

Para su gran día, Alejandra confió en Santa Eugenia Atelier, que también se encargaron de su velo de novia. En cuanto a los complementos, optó por unos zapatos Lola Cruz, y pendientes vintage de un anticuario. Oui novias se encargó de todo su estilismo, peluquería y maquillaje. Tras la cena, la novia se cambio el look completo: vestido, corona y pendientes, todo de Verbena Madrid. El novio, por su parte, llevó chaqué de Tom Black y corbata de Azul 1989.

 

 

 

 

 

Ambientamos el cocktail con un chillo ut muy mono. Cojines, toldos…todo en los estampados y colores predominantes en el gran día y como no, MUCHO MIMBRE!!!Las estaciones del catering y las zonas de asientos se cubrían con sombrillas balinesas.

Una vez llegados a la finca, Maher Catering fue el encargado de servir el cóctel y la cena. Los invitados pudieron disfrutar de música en directo durante el cóctel de la mano de Suakai, en el banquete por Jacobgea y en el baile gracias al violinista Pablo Prieto que luego dió paso al DJ de Dándote ritmo eventos.

Entramos a comer con nuestra canción favorita de ColdPlay, Viva la vida y seguimos disfrutando como niños. La carpa la teníamos clara, tenía que ser verde y con palos de bambú…no fue fácil encontrarla, pero ¡Ohlalá lo consiguió! Combinamos mesas alargadas y circulares. Las circulares llevaban mantel de flores en el estampado de las invitaciones femeninas y tolditos. Las alargadas llevaban mantel liso con las servilletas ( hechas a mano por las mamis) en el estampado floral. Centros muy sencillitos con candelabros, velas verdes y cestitas con vegetación.

Todo el reportaje fotográfico fue obra de Click 10 fotografía. 

 

 

Ningún comentario

Escribe un comentario

No images found!
Try some other hashtag or username